Saltar al contenido

Sopladores de hojas Lidl

Los sopladores de hojas se han establecido como una de las herramientas usadas en el jardín de mayor popularidad en los últimos tiempos. Su uso permite, de forma muy cómoda, dejar el exterior de nuestra casa totalmente limpio y sin residuos.

Por su gran popularidad, cada día hay más tiendas que los están comercializando. Algunos comercios se han decantado incluso por la venta de modelos de marca blanca fabricados por ellos mismos, como es el caso del soplador de hojas Lidl. ¿Queréis saberlo todo acerca de esta herramienta?

Comparativa de los mejores sopladores de hojas Lidl del 2021

Gama Premium
Imagen
MAKITA BHX2501 Herramienta, 0 V, Negro/Azul/Plata, Talla Única
Valoración
Tipo
De gasolina
Potencia
-
Peso
4,4 Kg
Velocidad de soplado
233 Km/h
Review
-
Imagen
Bosch 06008A0501 ALB 18 LI Soplador a batería 2,5 Ah, 18 V , Negro/Verde
Valoración
Tipo
A batería
Potencia
-
Peso
1,8 Kg
Velocidad de soplado
210 Km/h
Mejor Elección
Imagen
Skil 0796AA - Soplador, aspirador y triturador de hojas con rueda pivotante y variador de velocidad...
Valoración
Tipo
Eléctrico
Potencia
3000 W
Peso
3,3 Kg
Velocidad de soplado
270 Km/h
Review
-
Imagen
Einhell Aspirador eléctrico de hojas GC-EL 2500 E (2500 W, hasta 240 km/h, bolsa de recogida de 40...
Valoración
Tipo
Eléctrico
Potencia
2500 W
Peso
3,1 Kg
Velocidad de soplado
240 Km/h
¡Súper Precio!
Imagen
BLACK+DECKER BEBL185-QS - Soplador de hojas axial 1.850W, velocidad de soplado 190 km/h
Valoración
Tipo
Eléctrico
Potencia
1850 W
Peso
3,4 Kg
Velocidad de soplado
190 Km/h

¿Quieres comprar un soplador de hojas Florabest en oferta?

Ver más ofertas en Amazon

¿De dónde salen los sopladores de hojas de Lidl?

Si sois entusiastas de los productos que comercializa Lidl, sabréis que la cadena de tiendas es conocida por su capacidad para comercializar artículos de todo tipo de categorías a buen precio. Esto lleva ocurriendo desde que la cadena se fundara en el año 1973 en Alemania, donde inicialmente la idea era la de competir con otro nombre todavía existente en el mercado: Aldi.

El origen de Lidl está atribuido a la comercialización de artículos de precio reducido, productos de descuento que los consumidores preferían ya en su tiempo por darles la oportunidad de ahorrar. Este concepto, que sigue triunfando en tiempos actuales, ha ayudado a que Lidl se imponga como uno de los supermercados más populares a lo largo y ancho del mundo.

Actualmente, Lidl no solo está presente en lugares de Europa como su Alemania originaria o España, sino que su nombre también se encuentra en otros lugares del estilo de Hong Kong o Estados Unidos. Su concepto de la venta de productos económicos ha calado hondo y eso les ha ayudado a desmarcarse de la imagen que ofrecen otras cadenas de supermercados.

yogurtera lidl

Desde su estreno, las tiendas Lidl demostraron que podían ofrecer más por menos. A los productos de diario, alimentos y artículos que se usan de manera frecuente, poco a poco fueron sumando otras novedades que podían despertar el interés de los consumidores. Dieter Schwarz, hijo de un vendedor que le enseñó el camino vendiendo alimentos y fruta, se convirtió en el hombre que hizo que Lidl despegara con un alto nivel de éxito.

Lo que hizo fue, en todo momento, tener las estanterías de sus tiendas controladas, asegurándose de que, en todo momento, solo había productos que interesaran a los clientes. Cuando un artículo no vendía, lo retiraba de las estanterías y así solo tenía productos que se vendieran bien. En parte lo hacía como forma de crear esa imagen de Lidl tan característica de artículos de fama, pero también como manera de superar el problema de que sus locales siempre fueran pequeños.

Con el paso de las décadas Lidl mantuvo esa filosofía, al menos en cierta manera. Los supermercados ganaron en dimensiones, si bien sin llegar a las de sus grandes rivales, pero se siguieron vendiendo artículos que, principalmente, consiguían causar furor. Buena muestra de ello fue la introducción en 2015 de su primer soplador de hojas, un producto que no tardó en agotarse. En las primeras 24 horas ya se habían vendido todas las unidades y los clientes se preguntaban cómo podrían conseguirlo.

Florabest, la marca fabricante del soplador de hojas Lidl

Lidl nunca fabrica sus propios productos, al menos no la marca Lidl. Lo que hace la empresa es crear marcas blancas que están bajo su control y que son las que se ocupan de la fabricación de sus productos. Eso les permite un gran margen de maniobra y, al mismo tiempo, ayuda a impulsar la imagen de marca de sus productos, que posiblemente no causarían tanto impacto sin un nombre especializado de por medio.

Así, cada marca blanca tiene un nombre relacionado con el tipo de producto que se ocupa de fabricar. Los sopladores de hojas Lidl los fabrica Florabest, ya que es la marca blanca del supermercado dedicada a la producción de todos los elementos relacionados con la jardinería.

El concepto habitual que defiende Lidl con Florabest es el de situar la marca en sus tiendas en los momentos adecuados del año. Así, con el soplador de hojas y los demás artículos de la entidad, es frecuente que nos los encontremos en los meses de primavera y otoño. Esos son los momentos en los que tienen una mayor presencia en las estanterías, aunque no es una norma y puede haber otros momentos del año en los que también nos encontremos artículos Florabest.

florabest logo

Respecto al soplador de hojas Florabest, la mala noticia es que Lidl suele hacer tiradas de pocas unidades y que, cuando anuncia su llegada a las tiendas, no suelen tardar en agotarse. Y a la pregunta que quizá os hagáis, si el soplador se agota tan rápido por ser realmente bueno, lo que os diremos es que, como os contaremos después, tiene gran atractivo, pero tampoco es la revolución.

La cuestión es que Lidl y Florabest juegan muy bien sus cartas y hacen una campaña de marketing realmente efectiva, por lo que durante un periodo de unos días todo el mundo quiere tener uno de estos sopladores en sus manos. La viralidad del producto deriva en que se agote con rapidez y que eso haga que más personas quieran tener la herramienta, por lo que en la siguiente oleada de unidades se vuelve a agotar con la misma velocidad o incluso más rápidamente.

Ventajas de los sopladores de hojas Lidl

Aunque tienen esa gran popularidad que les convierte en súperventas, hay motivos suficientes como para que estos sopladores también puedan atraer al público por su propuesta:

  • Son modelos muy económicos
  • El rendimiento es bueno incluso con su reducido coste
  • Están fabricados teniendo en cuenta los estándares del mercado
  • Tienen buena capacidad de potencia
  • Cuentan con funciones adicionales más allá del soplado
  • Se presentan con un buen diseño

Desventajas de los sopladores de hojas Lidl

Pero como os podéis imaginar, no es oro todo lo que reluce, por lo que hay algunos motivos por los que quizá deberíamos pensar en pagar un poco más y comprar una yogurtera de una marca de calidad en la cual podamos confiar más ciegamente:

  • Su nivel de durabilidad debería ser superior
  • El ruido que emiten es un poco altoNo tienen tanta potencia como modelos de la competencia

¿Cómo es el último soplador de hojas Lidl?

A Florabest le preocupaba mucho que el soplador de hojas marca Lidl pudiera complacer a los usuarios, incluso a aquellos que ya cuentan con cierta experiencia y que buscan calidad. Por eso, lo que hizo el equipo de diseño de la marca, fue dotar a la herramienta de un formato 3 en 1. Eso significa que no solo se ocupa de soplar para ayudarnos a limpiar el jardín, sino que, al mismo tiempo, también tiene función de aspirador y de triturador.

Por lo tanto, el producto nos proporciona todo lo que necesitamos en el día a día de nuestro jardín. Comenzaremos soplando para reunir las hojas, las aspiraremos con un buen nivel de eficacia y procederemos a su triturado con la intención de acabar el trabajo de forma más que notable. Cada una de estas acciones la realiza cumpliendo con las exigencias y dejando unos resultados de lo más positivos.

Por ejemplo, nos tenemos que fijar en que el triturado de las hojas se llevará a cabo con un equipo de cuchillas de metal que no solo van a acabar con elementos blandos, ya que también podrán triturar los que tengan una mayor dureza. Para el soplado contamos con un chorro de aire que alcanza un nivel de rendimiento de 285 km/h, lo que refleja con claridad la potencia que podemos esperar desde el primer momento en que nos pongamos a limpiar el jardín.

Si bien está preparado para que el almacenamiento no sea un problema, ya que con el proceso de triturado se consigue reducir el volumen de las hojas en una proporción de 15 a 1, Florabest no se ha olvidado de la importancia que tiene incorporar una bolsa recolectora suficientemente grande. Por ello, tenemos una capacidad de 50 litros con la que se coloca por delante de muchos de los sopladores con aspirador de los fabricantes más famosos. No solo eso, sino que la bolsa nos proporciona su propio sistema de indicación para que sepamos si se encuentra llena o si la podemos seguir cargando.

Mientras estemos usando el soplador tendremos la posibilidad de alternar el funcionamiento, cambiando entre el modo de soplado y el de aspirado dependiendo de lo que nos vayamos encontrando en el suelo. Esta es una ventaja notable respecto a otros modelos que resultan menos versátiles.

Con estos rasgos no se puede negar que el soplador de hojas Lidl se presenta como una herramienta muy competente y que sabe cómo llegar a destacar mientras trabajamos en el exterior de nuestra casa. No es perfecto, porque sufre de algunos de los problemas que tienen herramientas de un precio ajustado como el que es habitual con Lidl, pero sí que puede generar satisfacción en quien lo utilice. Sobre todo, se recomienda para jardines que no sean muy grandes y que no tengan una carga de hojas extrema. Eso sí, otra cosa es si vamos a poder conseguirlo, ya que, como decíamos, el volumen de stock que Lidl distribuye es mínimo.